León recuerda la visita del Papa Benedicto XVI

Guanajuatenses mantienen en el recuerdo la histórica visita del Papa Benedicto XVI hace ya casi diez años, del 23 al 26 de marzo del 2012, que atrajo a miles de visitantes nacionales y extranjeros a la entidad y llenó de júbilo y esperanza con los mensajes del “peregrino de la fe, la esperanza y caridad”.

Desde el anunció de su visita en diciembre del 2011, conmovió no solo a los católicos sino a todos los sectores de la sociedad y de otras religiones cristianas que se impactaron y comenzaron todo tipo de preparativos.

La catedral se remodelo y mejoró en sus interiores, en el altar mayor, en las cúpulas, capillas, la de Cristo Rey, candelabros colgantes, la alfombra, en las fachadas, hasta la campana principal de 5.5 toneladas y 1.90 de alto, de cobre, bronce y estaño.
La preparación de regalos, entre ellos dos sombreros elaborados en San Francisco del Rincón, bordados con hilos de oro, diez pares de calzado, entre los que destacan un par de zapatos color rojo de piel de becerro nonato, elaborados en León, diez máscaras elaboradas por artesanos de Purísima del Rincón, réplicas de las hechas por el maestro Hermenegildo Bustos.

Los mejores regalos de recibimiento con vallas humanas en el aeropuerto, los bulevares, avenidas de León, de Guanajuato Capital, Silao, las manifestaciones enormes de afecto, cariño, amistad, aprecio y reconocimiento al Vicario de Cristo, las exclamaciones unísonas de la multitud “Benedicto, amigo, ya eres mexicano”.

Los preparativos de los sectores productivos, turísticos, comercio, servicios, transporte, hoteles, restaurantes, por la visita del entonces Papa Benedicto XVI, de Cardenales, Arzobispos, Obispos, turistas nacionales y de otros países.
La reactivación fue global, no solo espiritual por los preparativos en el clero, en los católicos, cristianos y de otras religiones, en el gobierno nacional, estatal, municipales, entre políticos de todos los colores.

La entrega de las llaves de la ciudad de León en la Puerta Milenio, de Guanajuato capital, la reunión en la casa del Conde Rul, luego la gran alegría con los niños, principalmente, a los que sufren maltrato, a quienes dijo “amigos, no están solos”.
Quién olvida que pernoctó, oró, meditó, comió, ofició misa en el Colegio Miraflores y rompió el protocolo para saludar a la gente congregada, en especial, a los indígenas.

La misa multitudinaria en el Parque Bicentenario, a donde concurrieron personas de todos los sectores de la sociedad, el vuelo en helicóptero desde donde vio el monumento de Cristo Rey, luego de nuevo el recorrido en el papamóvil, por la tarde, en bulevares y avenidas para arribar a Catedral a l celebración de la ceremonia de Las Vísperas con 200 cardenales y obispos y desde ahí efectuar el encendido del alumbrado del monumento a Cristo Rey, en el cerro del Cubilete.

Frente a Catedral, se denomina Plaza Benedicto XVI, en honor al Papa que por primera vez en la historia visitó León, Guanajuato.
Tanto impactó que, hasta aficionados esmeraldas, decían mucho tiempo atrás: primero viene el Papa, que suba León a primera…luego que pasó frente al estadio, pedían una bendición, para que subiera el equipo de casa León…

Sin duda los primeros 10 años de la visita del Papa Benedicto XVI, serán conmemorados con oraciones y eventos por la feligresía católica.