Dan compensación a 142 por caso ABC

Antonio Baranda y Claudia Guerrero
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Encinas, informó que la dependencia ha erogado recursos para el pago de reparaciones compensatorias a 142 víctimas directas e indirectas de la tragedia en la Guardería ABC de Sonora.
En la conferencia mañanera, al exponer un informe especial sobre los apoyos gubernamentales a las víctimas de los hechos ocurridos en 2009, indicó que dichas reparaciones se han entregado particularmente a las familias de menores fallecidos, «expuestos» y lesionados.
«Y, por supuesto, a adultos lesionados», agregó el funcionario ante el Presidente Andrés Manuel López Obrador, aunque sin revelar el monto de las reparaciones compensatorias entregadas a las víctimas.
«Como lo ha señalado el Presidente de la República no hay limitación, ni restricción alguna en materia de recursos para atender esta situación y esperemos que este mismo año, ya cerremos el capítulo de lo que corresponde a las reparaciones integrales».
Al cumplirse 14 años del incendio en la guardería de Hermosillo, en el que murieron 49 niños durante el sexenio de Felipe Calderón, el funcionario aclaró que estas reparaciones son independientes de las medidas de carácter permanente para cada una de las víctimas.
«Que por decreto emitido por el Presidente de la República (el 13 de marzo de 2020) se cumplirán de manera puntual para todas y cada una de las víctimas que están consideradas», añadió el Subsecretario.
Dicho decreto comprende medidas económicas vitalicias para madres, padres, niños y adultos afectados por el incidente; medidas económicas equivalentes a pensión garantizada por parte del IMSS; y viáticos en caso de necesitar atención médica fuera del lugar de residencia.
También pago de auxiliares de diagnóstico para cuidar de la salud de tres generaciones; atención médica vitalicia en el IMSS; becas para cubrir desde la educación preescolar hasta superior; y pago de «otros gastos» relacionados con atención médica, particularmente lesiones permanentes.
Encinas precisó que la atención integral por la tragedia abarca a 936 personas que cuentan con calidad de víctima, reconocidas así por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, de las cuales el 16 por ciento son consideradas víctimas directas.
El subsecretario detalló que la lista completa de víctimas está integrada por los 49 niños fallecidos; los 104 menores que resultaron lesionados, expuestos y no hospitalizados, así como 783 víctimas indirectas.
Explicó que estas últimas comprenden a padres y madres de familia, hermanos de los niños fallecidos o lesionados, hermanos de segundos matrimonios y lo que Encinas llamó «núcleos extendidos».
La reparación integral se hace a través de distintas instituciones públicas como la Unidad de Defensa y Protección de los Derechos Humanos de la Segob, y la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, así como el Gobierno de Sonora y el IMSS.